Seguidores

Google+ Followers

domingo, 27 de julio de 2014

Grinbuzz

¿Sabías que España es uno de los países más solidarios del mundo? Quizá desconocías este dato pero, a pesar de no ser un país demasiado grande y, por tanto, no tener tanta población dispuesta a ayudar como pueden tener otros; a pesar también de ser uno de los países a los que más a afectado la crisis y pese a ser uno de los países donde trabajamos más horas y descansamos menos (y por menos parné), en ocasiones también sacamos tiempo y dinero para aquellos que necesitan ayuda.

A mí me gustaría poder hacer más de lo que hago. Muchísimo más. La falta de tiempo, evidentemente en mi caso de dinero y las dificultades que tengo para ir a determinados sitios o hacer determinadas cosas, me impiden ayudar hasta ese nivel con el que saciaría mis ganas de hacer algo por alguien sin pedir nada a cambio.

Siempre he pensado que por ejemplo, si no fuera una persona tan miedosa y las alergias no me acompañaran cada día de mi vida, ahora mismo probablemente estaría en... ¿África? O en algún lugar remoto de Filipinas, en una aldea en Perú... En cualquier sitio donde pudiese hacer algo más de lo que hago escribiendo frente a este ordenador. No sé hacer muchas cosas, pero siempre se puede echar una mano enseñando lo básico en alguna escuela, dando cariño, apadrinando niños, repartiendo comida, ayudando a construir una potabilizadora... Qué sé yo, ¡cualquier cosa! Por ahora y mientras mis alergias sigan de manifiesto (y dados los años que hace que estamos juntas, veo complicado que ya me vayan a abandonar), este tipo de proyectos tendrán que esperar. Bueno, la esperanza es lo último que se pierde...

De todas maneras, esta no es la única forma de tenemos de solidarizarnos con otras personas. Hay otras opciones: donar parte de tu sueldo a una ONG, donar dinero de vez en cuando, comprar en tiendas que tengan las ONG's y que donan parte o la totalidad del dinero que recauden a una causa benéfica... He incluso podemos ayudar de una forma aún más 'barata': podemos ser voluntarios. No nos costará dinero, sólo necesitamos algo de tiempo.

Evidentemente no estoy tratando de obligar a nadie a que haga ninguna de estas cosas. Cada uno sabe su situación y es libre de ayudar al prójimo o no hacerlo, ya sea por una causa totalmente justificada o porque no le salga de los... Cuando una persona gana el dinero de una forma honrada, puede utilizarlo como le venga en gana, tanto para dar de comer a sus hijos, como para algo tan distinto como bañarse en billetes en homenaje al tío Gilito. Además, es cierto que muchas veces hay personas que tratan de hacer un sucio negocio con la desgracia de los demás y que hacen de intermediarios del dinero a su antojo. Del bolsillo del donante, al mío y el receptor... Que espere, total, ya lleva muchos años esperando una solución, por esperar un ratito más, no pasará nada.

Hoy os muestro otra forma más de poder ayudar a otras personas. No se necesita dinero. Apenas necesitamos tiempo. Tan sólo es preciso que tengamos una conexión a internet.

Grinbuzz es una revolución en la forma de ayudar a los demás que consiste en juntar en el mismo espacio a personas que quieran anunciarse o darse a conocer y personas que quieran ayudar pero no dispongan de una boyante economía o les sobre el tiempo. Os lo trataré de explicar de una forma más sencilla... Cada persona que quiera darse a conocer, graba un vídeo que se alojará en esta web por un módico precio. Nosotros nos conectamos a Grinbuzz y vemos esos vídeos, que quizá te interesen o no, pero que no te comprometen a nada. Grinbuzz te va 'dando' un determinado número de huellas por cada vídeo y esas huellas ayudarán a apadrinar a niños con necesidades.

Por si aún así no lo entendéis, sólo tenéis que pinchar en el siguiente enlace desde el que os invito a apadrinar junto a mí:
http://grinbuzz.com/user_landing?user_id=13937


No hay que pagar, es gratis. Tan sólo necesitáis un nombre de usuario y un email, creo recordar que eso es todo. Es mucha menos información de la que ponéis cuando os metéis en un juego online u os registráis en cualquier web o foro de internet. Si me permitís un consejo personal para las personas que como yo, seáis olvidadizas, podéis poner la web en vuestra barra de favoritos para que sea un lugar de visita obligada cada día. Aquí os muestro una captura de mi Mac.



Cada noche, entro a mirar el correo, mi Facebook, el blog... Y de paso, dejo mis huellas diarias en Grinbuzz. No tenéis que poner atención a los vídeos si no queréis, podéis darle al play y hacer otras cosas mientras se visualizan. Además, hay un límite de huellas para obtener cada día que deben rondar las 42 y por cada vídeo suelen darte más de una. Qué puede llevarte, ¿cinco minutos al día? ¿Diez...? El 80% de los beneficios se dona al apadrinamiento de niños y niñas desfavorecidos.

¿Qué pierdes por intentarlo?


He hecho otro par más de capturas. En esta primera se puede ver que, una vez hayas completado el número de huellas máximo que se pueden obtener al día, Grinbuzz te lo advertirá por medio de un mensaje como este.














En la segunda podéis ver mi panel de control. Ahí se ven las huellas que has dejado en total, los amigos a los que se han unido a la web a través de ti, los niños que has ayudado a apadrinar y las huellas que dejaron tus amigos. He borrado los datos porque no es importante lo que haya hecho yo, sino lo que puedes llegar a hacer tú.




Pinchad en estos enlaces si necesitáis cualquier tipo de información sobre la web.

Grinbuzz
¿Qué es Grinbuzz?
Campañas
Anunciantes
Blog de Grinbuzz


¡GRACIAS! :)

miércoles, 16 de julio de 2014

Pobre de mí (por ser mujer, supongo)

Finalizadas las fiestas de San Fermín hace tan sólo unas horas al compás del conocido 'Pobre de mí', os traigo esta entrada con mi opinión sobre estas (y otras similares) fiestas que se celebran a lo largo y ancho de este nuestro mundo. Me centro más que nada en estas porque son las que más han dado que hablar, o al menos que yo haya escuchado, sobre el libertinaje con el que algunos actúan y del que componen sus días mientras que el cuerpo aguante (lo que viene a significar, lo que duren las celebraciones). 

A pesar de ser unas fiestas muy célebres y que se celebran en mi propio país (en Pamplona, para más señas), confieso que he tenido que buscar en internet cuándo se habían acabado porque, aunque me había parecido oír en el telediario que era hoy, no estaba del todo segura. 

En alguna ocasión con anterioridad, he reconocido que no me gustan las exposiciones y/o fiestas en las que intervengan animales: el circo, los zoológicos, las corridas de toros, etc. Es verdad que hay determinadas celebraciones en las que los animales no tendrían por qué sufrir como son los recortes (el toro 'sólo' corre, cosa que haría igual en un campo), los encierros (misma situación), pero esos mismos toros son sacrificados más tarde en las corridas, por lo tanto y al estar ligado, es algo que igualmente me desagrada. Aún así, es una fiesta que respeto en cierto sentido, puesto que hay muchas costumbres que son dignas de celebrar. El chupinazo tiene que ser 'acojonante'. Toda la gente que se junta a celebrar, la costumbre de ir todos vestidos con ropa blanca y el pañuelito rojo (¡que no falte!), el 'Pobre de mí' que mencionaba anteriormente... Algo que reúne a tanta gente tiene que ser digno de ver, disfrutar y como digo, festejar. 

Dejando atrás mi opinión sobre la parte taurina y ya que ésta es a veces compartida y otras veces no, quiero hablaros de algo que me avergüenza casi en un nivel prácticamente idéntico: el libertinaje. No confundir con la libertad, que es otra cosa bien distinta...

¿Alguien aún no se ha enterado de los tocamientos en estas fiestas que se producen mayoritariamente hacia las mujeres? Los tocamientos a las mujeres en los Sanfermines son lo que Saluo a los británicos o el 'balconing' al verano, siempre toca y valga la redundancia... 

Lo más fácil y por desgracia muchas veces lo más común es echarnos la culpa a las mujeres. Siempre es más sencillo decir a una mujer no enseñes, no provoques, no hagas; que decirte al hombre no toques, no abuses. ¿Por qué? Bueno, también dicen que el hombre tiene instintos primitivos, que no se puede contener, blah, blah, blah... No tengo a los hombres por una raza inferior más cercana a los monos, animales irracionales, y que tengan que satisfacer sus instintos sea como sea y a costa de lo que sea. Lo mismo estoy equivocada al creer que están dotados de razón, sentido común, respeto... Entonces, ¿por qué algunos (por suerte no son todos) van como lobos hambrientos a tocar? ¿Tan desesperados están? ¿Tan poco respeto tienen hacia ellos mismos y hacia las mujeres? 

Teniendo en mente como mujer que soy que nunca he ido enseñando nada por ahí (al menos conscientemente), que no me suelo poner escotes porque no lucen, no hago top-less, no uso faldas... Para mí las mujeres que usan cualquier parte de esta indumentaria nombrada deberían ser tan respetadas como yo, que no la uso. Es es tan sólo ropa, es un aspecto físico, es algo que NUNCA puede ser una justificación para propasarse en el grado que sea. Y también soy de la opinión de que una mujer es libre de enseñar lo que quiera sin tener que ser sobada. Y creo mucho más aún que eso NUNCA puede ser una justificación para propasarse en el grado que sea. Ahora bien, para mí enseñar el pecho en una playa es algo más lógico, por eso de las marcas del bikini, que enseñarlo en medio de la calle, por mucha fiesta que haya. Pero también lo más natural en este caso es que te pongan una multa por exhibicionismo, no que te sobe hasta el apuntador. 


Pasemos a un ejemplo que aún me produce más vergüenza ajena. Mismas fiestas, misma situación. Una chica llevada en volandas por otro chico y con más brazos a modo de tentáculos que el mismo pulpo. Cuento al menos ocho manos si no más en posición de ataque aparte de alguna que otra mano perdida (o dos) que, ya que no llega tan arriba, se dedica a bajarle los pantalones. El caso es tocar cacha, sea por donde sea. ¿Quién le mandaría a esta chica ponerse esa camiseta normal de manga corta y unos pantalones cortos? Es que vamos provocando... La otra sí, la otra foto admito que es para encender la mecha, ya va enseñando el hombro. 




¡Y aquí el amigo! Pues oye, voy a aprovechar que ya se ha pasado el bullicio y que la cosa está más tranquila y como yo hoy no me he llevado cacho aún... Aprovecharé ahora que ha separado los brazos del cuerpo en un descuido y le bajo la camiseta. Y los demás riendo la gracia (excepto si os fijáis, la otra mujer aunque por la foto, no se podría juzgar si en ese momento se había enterado de algo). 



Esta foto no se puede ni comentar. ¿Podría considerarse al menos un intento de violación? El intento está claro, también se ve que la están forzando y ya que violar es tener acceso carnal con alguien en contra de su voluntad (según la RAE) yo lo consideraría.



Y bueno, estas son mis fotos preferidas. ¡Hombres enseñando el pecho! Pero... Esperad un momento... ¿Por qué no hay ninguna mujer cual loba ninfómana haciéndole ningún tipo de tocamientos? ¿¡Y por qué tampoco hay ningún hombre!? Ah, esto ya no gusta tanto a la hora de tocar, supongo. Enseña el pecho, es 'lo normal', ¿no? Nadie que le baje los pantalones... Pobre hombre, qué mal se debe sentir de no tener a nadie que le 'quiera' como a nosotras.



Por último algunos no dejan ni lugar a la imaginación. Veo lógico que tampoco ninguna mujer se vaya a sobarle. En serio, como mujer, lo último que se me ocurriría al ver a un hombre enseñando todo el cimbrel sería ir a toquetear. Si es en una fiesta, me avergüenza, eso es mejor dejarlo para la intimidad. Y si es en plena calle, me cruzo de acera, ¿por qué cuando es una mujer todo vale?