Seguidores

Google+ Followers

lunes, 20 de enero de 2014

El Saco de Carbón

La mejor manera de hacer ver a alguien que se está equivocando es dejar que se dé cuenta por sí mismo. Si provocamos que se dé cuenta haciendo un mal, nosotros nos equivocaremos también poniéndonos a su altura. 



Un día Jaimito entró a su casa dando patadas en el suelo y gritando muy molesto. Su padre lo llamó. Jaimito lo siguió diciendo en forma irritada: 
- Papá, ¡Te juro que tengo mucha rabia! Pedrito no debió hacer lo que hizo conmigo. Por eso le deseo todo el mal del mundo. ¡Tengo ganas de matarlo! Su padre, un hombre simple pero lleno de sabiduría, escuchaba con calma al hijo quien continuaba diciendo: - Imagínate que el estúpido de Pedrito me humilló frente a mis amigos. ¡No acepto eso! Me gustaría que él enfermara para que no pudiera ir más a la escuela. 

El padre siguió escuchando y se dirigió hacia una esquina del garaje de la casa, de donde tomó un saco lleno de carbón el cual llevó hasta el final del jardín y le propuso: 
- ¿Ves aquella camisa blanca que está en el tendedero? Hazte la idea de que es Pedrito y cada pedazo de carbón que hay en esta bolsa es un mal pensamiento que va dirigido a él. Tírale todo el carbón que hay en el saco, hasta el último pedazo. Después yo regreso para ver como quedó. El niño lo tomó como un juego y comenzó a lanzar los carbones, pero como el tendedero estaba lejos, pocos de ellos acertaron la camisa. 

Cuando el padre regresó, le preguntó: 
- Hijo ¿Qué tal te sientes?- Cansado pero alegre. Acerté con algunos pedazos de carbón a la camisa.

El padre tomó al niño de la mano y le dijo:
- Ven conmigo quiero mostrarte algo.

Lo colocó frente a un espejo que le permitía ver todo su cuerpo. ¡Qué susto! Estaba todo negro y sólo se le veían los dientes y los ojos. En ese momento el padre dijo:
- Hijo, como pudiste observar la camisa quedó un poco sucia pero no es comparable a lo sucio que quedaste tú. El mal que deseamos a otros se nos devuelve y multiplica en nosotros. Por más que queremos o podamos perturbar la vida de alguien con nuestros pensamientos, los residuos y la suciedad siempre queda en nosotros mismos.

sábado, 18 de enero de 2014

Mi Nuevo Calendario

Hace ya unos cuántos años, me di cuenta de que soy una de esas típicas personas que siempre tiene un detalle en un día especial con la gente como puede ser en el día de su cumpleaños, un nacimiento, un santo, su aniversario o incluso en días comunes que celebramos todos como Papá Noel, Reyes, el día de los enamorados... Aunque siempre tengo en mente a las personas que aprecio, me gusta recordarles de forma un poco más representativa en estos días y, por tanto, suelo comprar o hacer algo que les guste para demostrarles mi cariño. O quizá debería decir que solía hacerlo, ya que hace tiempo que dejé de practicar esta bonita costumbre...

Antes era común que, si me conocías y aunque vivieses lejos, recibieses una tarjeta o un regalo el día de tu cumpleaños, una felicitación en Navidad, una rosa el 14 de Febrero o, como poco, una carta o un mensaje. Digo antes porque en estos momentos, entre la falta de tiempo y alguna que otra decepción, dejé de hacerlo. 

Evidentemente cuando una persona se compromete a regalarle algo o escribirle una carta a otra persona, es porque quiere hacerlo, porque le apetece y nunca espera o exige nada a cambio. Si al mandar una felicitación de Navidad, regresa otra para ti, eres la persona más feliz del mundo, pero como digo, se hace porque te apetece y no por una recompensa. Yo lo hacía por eso, porque quería. Me gusta mucho que me hagan regalos (¿y a quién no?) pero también me gusta mucho entregarlos y ver en la cara de quien lo recibe que has acertado y que le ha encantado. Muchas personas recibieron algún detalle mío en aquellos días. Algunas me respondieron, otras me dieron las gracias y, de las menos, no recibí respuesta alguna. Ni siquiera me confirmaron la llegada del envío... Hablo incluso de gente de mi propia familia, a la que escribía por su cumpleaños y nunca se acordaban de darme las gracias o decirme al menos si les había gustado lo que habían recibido. Esa fue la razón, ya digo que mezclada con el poco tiempo libre que poseo últimamente, por la que decidí dejar de escribir y centrarme un poco más en hacer cosas de mi día a día. Dejemos atrás los problemas con Correos y su precios abusivos, las cartas y paquetes que nunca llegan, etc...

El caso es que a pesar de todo, me sigue gustando enviar regalos y cartas a la gente cuando cumple años. Lo que me motiva es esa sensación de no esperar nada, abrir un día el buzón y ver un paquete para ti de una persona que vio algo que pensó que te gustaría tener, te lo compró y te lo envió. Es una tontería, lo sé, pero a veces la vida también se mueve por pequeños detalles. 

Por eso, hace años apunto todas las fechas especiales en una pequeña agenda que, aparte de estar 'entrada en años', se está rompiendo. Algunos compartís el mismo día y empezaba a ser complicado escribirlo todo, así que estuve buscando en vano y durante años un calendario donde poder apuntar todo para que dejase de ser un caso. Primero pensé en comprar uno de esos que sacan todos los años los bomberos, pero cuando fui a comprarlo, ya no los vendían. Luego pensé en comprar alguno de cualquier asociación que ayudase a cualquier cosa, me daba igual la que fuera, yo necesitaba un calendario y a la vez estaría donando dinero a alguna causa. De nuevo se me hizo difícil encontrar un lugar físico donde poder comprarlo y, aunque no quería comprar online (la empresa repartidora de turno se lleva un dinero que bien podría ser para la asociación a la que le estuviera comprando el producto) probé esta opción como último recurso. Los gastos de envío eran bastante elevados en todas las webs y las facilidades de compra eran más bien escasas. 

Fue entonces cuando, todo gracias a mi madre, encontré la solución perfecta: una empresa donde vendían unos calendarios que podías personalizar, que rondaban el precio medio de este tipo de productos y en la que además los gastos de envío eran gratuitos. 

¡Perfecto!


Me costó bastante elegir tanto las fotos como los temas de cada mes, las frases que escribir y sobre todo la portada, pero creo que es algo bastante cercano a la idea que tenía en mente. 



Portada
Lógicamente las Volkswagen tenían que estar presentes en mi calendario. Aunque sea una T2 (las que más me gustan son las T1) esta foto me gustó mucho cuando la encontré. He apuntado todos los cumpleaños que recordaba (si falta el vuestro, decídmelo para que os apunte), las fiestas, los aniversarios y otras fechas a recordar. 
Esos círculos blancos que se ven son porque he borrado mi apellido, jejejeje. 

Enero
Es el primer mes, el de los cambios, el más complicado... Especialmente este año. Por eso decidí poner la foto de una de mis pasiones como es la psicología y una frase que para mí expresa que a partir de ese momento, de ese mes y durante un año, nuevas experiencias se añadirán a tu vida. Unas serán buenas y otras no tan buenas, pero todas te harán aprender algo. 

¿Sabíais que el 13 de Enero de 1915 se casaron mis tatarabuelos? :)


Febrero
El mes del amor, o al menos eso dicen... Los enamorados muchas veces pueden andar sobre las telas de araña, que son muy fuertes (imaginad si son fuertes que 345.689 elefantes se pueden balancear en ellas xDD) pero no se dan cuenta de que si sujetan demasiado peso, son frágiles y se pueden romper.

El 14 de Febrero, aparte de San Valentín, es Santa Alexandra. Según me contó alguien que entendía del tema hace ya un tiempo, Santa Alejandra se celebra en España el 20 de Marzo, pero y aunque se pueden celebrar también este día el santo de personas con nombres casi homónimos (Alexa, Alessandra, Alexandra, Aleksandra, Alexia, Sandra, etc.) el día más adecuado para celebrar el santo de las Alexandras (con x) es el 14 de Febrero, Santa Alejandra de Egipto y día de los enamorados.

Normalmente también me gusta mucho tener en cuenta los días mundiales en los que se recuerda algún tipo de enfermedad.



Marzo
Marzo, mi mes. Los primeros cambios del año evidentemente llegan con la diferencia de dígitos en la fecha, pero el segundo cambio importante viene dado con la diferencia de dígitos en nuestra edad. Yo este año pasaré de tener 27 a 28 y espero que esa sencilla variación sea capaz de provocar también una alteración -para bien- en mi vida. Que mis sueños, sea cuando sea aunque sea tarde y esté donde esté aunque esté lejos, empiecen a cumplirse.

¿Alguien más aparte de mí se acuerda de la festividad de San Patricio el día 17? Porque del día del padre, el 19, más vale que os acordéis...
Tan sólo unos cuántos días más tarde, el 30 de Marzo de 2014, me haré un añito más vieja. :)


Abril 
La verdad es que si llegado el mes de Abril no hemos visto cambios en nuestra vida y, si los ha habido han sido para mal, tendemos a desilusionarnos sin pensar que aún nos queda tiempo para los cambios. Cuando eso pase...
Cierra los ojos y mantén bien abierta la mente.
No está de más que el día 23, Sant Jordi (o San Jordi) se regalen unos cuántos libros y alguna que otra rosa. Que conste que yo soy de las partidarias de que se regalen muchos libros indistintamente del sexo del que sea el regalado. ;)


Mayo
Curiosamente a Mayo lo he rebautizado como el mes del arte. ¿Tendrá algo que ver que tanto mi abuela como mi madre nacieran en este mes?

Además y aparte de su cumpleaños, en este mismo mes también se celebra el día de la madre y su aniversario. Es el mes de mi madre sin lugar a dudas. 


Junio
Ningún día es un día perdido, ninguna pequeña -o gran- derrota elimina el trabajo que se ha hecho hasta antes de que ella llegara.

Para mí en Junio se terminan muchas cosas que probablemente nunca más comenzarán. Igualmente que eso pase dará pie a que también comiencen muchas cosas que puedan llenarme más y cambiar mi mentalidad.

En este mes en el año 1954 se consolidó uno de los amores más bonitos que he conocido y probablemente conoceré y que dio fin como tantas veces hemos escuchado, hasta que la muerte les separó. 


Julio
El mes de la música. Yo que sé, vacaciones, ya lo hecho de menos. Si encima pudiese ser por fin el maldito mes en el que visitase Los Angeles...


Agosto
¿Alguna vez conseguiré probar una tabla de surf? ¿Será este año el primero en el que disfrute de una merecidas vacaciones? ¿En L.A.? Eh, ¿eh?, ¡¡eh!!

Por cierto, otro aniversario de mis otros tatarabuelos, esta vez casados en el año 1895, ahí es nah'. 


Septiembre
Siempre recuerdo Septiembre como el mes maldito en el que se empezaban las clases. Para mí al principio era una alegría. Luego paso a ser un castigo. Y ahora... Ahora lo daría todo por poder estudiar en una universidad, aunque sé que no sería capaz de llevarlo a cabo y que además, no es algo que se suela desear muy a menudo.

Aniversario de dos personas que nos han dado una gran alegría pequeña y llorona llamada Paula. :D


Octubre
Tenía que aparecer ella (sí, es Piper Perabo, que sé que a muchos os cuesta ponerle cara), tenía que haber un guiño a esa peli y tenía que haber una frase inspiradora. Siempre sueña y apunta más alto de lo que sabes que puedes lograr. Ella lo hizo. También es su cumple, mes dedicado a Piper, no se hable más. :P


Noviembre
El mes de mi niña. De mi otra niña, la de verdad, la que me ha hecho cambiar un poquito y hacerme más ñoña, más tierna y todas esas cosas que ya se me estaban empezando a olvidar. Quizá es cierto eso de que cuando más oscuro está todo, la vida hace 'plof' y te da un pequeño rayo de esperanza, quién sabe.

Este mes tiene 'algo', hay muchas personas especiales para mí que han nacido en él. 


Diciembre
Mes frío, mes que acaba con el año, mes de celebraciones familiares felices pero también tristes por quien no está... No sé, yo tengo un serio debate con Diciembre sobre si lo odio o lo amo, aunque supongo que simplemente hemos aprendido a actuar cordialmente entre nosotros.

Un puente hacia el futuro, hacia lo desconocido. No tienes la opción de elegir o esperar, porque el tiempo va a seguir pasando a pesar de que tú no quieras... 


miércoles, 15 de enero de 2014

¿Qué opináis de las chicas con abdominales?

Desde siempre, o al menos desde que tengo uso de razón, algunas personas han considerado apropiado transmitirme que les provoco asco. Lo que no sé si ellos saben es que; o bien porque comenzaron a dejármelo claro demasiado pronto, o bien porque siempre he sido un poco pasota en cuanto a opiniones de personas con este tipo de criterio; a mí siempre me ha importado bastante poco.

La pauta principal a seguir para razonar este sentimiento tan concreto que les provoco viene dada por diversas razones. La primera es que a mucha gente le parezco bastante fea. O bueno, no fea, digamos difícil de mirar. Lo que sea. No he hecho nada por cambiarlo, por lo tanto, supongo que en su mayoría, la gente considerará aún que vengo de Mordor. Para que haya gente como Piper Perabo, tiene que existir gente como yo. Es un equilibrio, ya sabéis. La segunda es porque soy muy pálida. Sí, usualmente hay gente pálida, de un tono de piel considerado 'normal' y muy moreno. Incluso hay gente negra, fíjate... Pero los pálidos somos pálidos exclusivamente por nuestra culpa. Al menos eso es lo que deduzco de las frases que me apostillan del tipo: 'Joder, es que estás muy blanca, haz algo' o '¿por qué estás tan pálida?'. Pues no sé, cuando iba a nacer, el médico me dijo: 'Espera, espera, antes de nacer, te traigo la gama cromática de colores de piel y tú ya vas eligiendo antes de salir'. No sé si sería por los efectos de la medicación o algo parecido, pero yo debí escoger uno de los más pálidos y así me he quedado. Me gustaría ver a alguien preguntándole a un negro que por qué es tan negro... En fin, la tercera de nuevo volvió a ser elección mía, lo confieso. Yo estoy segura de que el médico, muy amablemente y al ver de qué forma tan desastrosa había escogido mi color de piel final, decidió hacerme un favor y permitir que escogiese al menos algo con lo que solucionarlo. Debió ser entonces cuando me preguntó: 'A ver, nena... Si tus cuatro bisabuelos fueron extremadamente delgados, tres de tus abuelos exactamente lo mismo y tus padres han sido delgados a más no poder, ¿tú cómo quieres que sea tu cuerpo? Tenemos aquí para que elijas el de Elle Macpherson si te viene bien...' Y yo dije: 'Nah, nah, nah, a mí no me vengas con cuentos, ponme el pack familiar y déjate de paparruchas'. Y desde aquel día hace ya casi la friolera de 28 años, soy una chica de cuerpo ectomorfo extremo. ¡Tachán...!

Hasta hace bien poco, de hecho el año pasado por estas fechas y sin ir más lejos, mi I.M.C. (Índice de Masa Corporal, pinchando en las palabras azules podéis averiguar el vuestro) era de 14.01, siendo considerada extrema delgadez o delgadez severa tener menos de 16... No es que el cambio se haya notado mucho, pero en Septiembre de 2012 decidí ponerme manos a la obra y cebarme como si de un pavo para Acción de Gracias se tratase, siempre haciendo ejercicio y cuidando relativamente mi alimentación, claro está. Cierto es que siempre me ha importado muy poco si a los demás les gustaba mi cuerpo así de delgado o no, pero también he de reconocer que a mí nunca me gustó. No he obtenido demasiados cambios a pesar de que a pasado ya más de un año, pero he engordado cinco kilos que han hecho que mi I.M.C. pase de un 14.01 a un 15.76. Y sí, sigue siendo delgadez extrema, pero... Ahora un poco menos. Mi meta eran los 50, aunque luego la elevé a 52 kilos. Seguiría estando demasiado delgada a pesar de los 12 kilos que subiría, pero entonces se consideraría que mi cuerpo está en una delgadez aceptable, por encima incluso de la moderada (a la que espero llegar algún día).

Aunque ya hace unos meses que estoy estancada en cuanto a mi ganancia de peso, ahora todo es mejor que hace un año. Excepto una cosa (bueno dos, porque lo cansada que llego a casa es también una putada). Ahora hay una cuarta razón por la que doy asco, por si tres no eran ya suficientes. Mi vientre da asco. Bueno, a mí no, tan sólo a algunas personas.

El caso es que no llego a tener abdominales, ni los conocidos cuadritos (tableta, six pack, lo que sea) pero sí se atisba algo de vez en cuando, aunque como estoy en época de volumen (por decir algo, que consiste en coger peso para luego definir) muchas veces desaparecen un poco para luego volver a atisbarse. Sea como sea y como siempre me ha pasado en la vida, sigo dando asco.

Evidentemente hay abdominales y abdominales, al igual que hay cuerpos musculados y cuerpos musculados. Como es lógico, no es lo mismo estar fibrado, tener un cuerpo como el de CR7 o ser un culturista profesional, al igual que no es lo mismo ser una chica bikini, fitness o culturista. Nunca me gustaron los cuerpos extremos, bueno, nunca me gustaron los extremos en general en el tema que sea (excepto el ser asquerosamente rica, claro, que en esta materia en concreto no me importaría tener ni el adjetivo de asquerosa(-mente), ni el de rica) así que como es lógico, no me gustan tampoco los cuerpos hipermusculados, ya sea en hombres como en mujeres. Me parece perfecto que una persona quiera dedicar parte de su vida a cultivar su cuerpo, igual que otros cultivan su mente, juegan con el ordenador, pintan o hacen bricolaje. De hecho me parece hasta admirable, porque es una vida que conlleva mucho sacrificio, disciplina y constancia. Pero el resultado no es algo que me atraiga, lo cual va en el gusto de cada persona.

Veo muy complicado; inalcanzable, para qué engañarnos; el poder llegar a ganar cinco o siete kilos más hasta verme con un cuerpo atractivo, pero también veía imposible al principio poder engordar y, aunque fue algo mínimo, lo conseguí. Y a pesar del 'asco' que podría llegar a provocar en un futuro o quizá por tener ese rechazo asegurado desde un comienzo haga lo que haga, hace tiempo que tengo en mente una idea clara del cuerpo que me gustaría poder lograr.


Empecemos con los cuerpos que no me gustaría conseguir. Este sería el más extremo, pero en dicho caso concreto, no me preocuparía ni el entrenar de forma exagerada porque aunque lo hiciera, nunca en la vida llegaría a ser como ellas.




Esta chica parece menos musculada que las anteriores, pero aún así tiene unas abdominales que sobrepasan bastante la idea que tengo de unas abdominales perfectas para mí o un cuerpo modelado a mi gusto. 



¿LeAnn Rimes? O.o Sé de buena tinta que hace mucho ejercicio y de hecho se la critica mucho por ello, lo cual no entiendo. De nuevo es otra (más) de las famosas que, no contentas con su cuerpo o con su forma de vida, un día decidieron cambiar sus hábitos y comenzar a hacer ejercicio para llevar una vida más saludable. Con este cambio, socialmente pasó a ser atribuida por much@s como 'otra famosilla más que no quiere comer y se "convierte en anoréxica"'. Antes era criticada por estar 'gordita', lo de siempre... Si no haces nada, estás gordita. Si marcas un poco, estás obsesionada y das asco debido a tu musculatura. Y si te quedas en el punto intermedio de perder peso pero no muscular excesivamente (lo que se conoce como estar tonificada), eres otra famosa más metida gratuitamente en el saco de la anorexia. Esos bultos no son huesos, son sus abdominales. No es tampoco el cuerpo que me gustaría llegar a tener, pero de ahí a llamar anoréxica a toda chica delgada o incluso en su peso ideal, va un largo trecho. 



Y por último tenemos a esta chica con un cuerpo prácticamente perfecto. Sí, tiene un cuerpo muy bonito, pero tampoco es un cuerpo que creo que yo pueda llegar a tener nunca. 





A partir de aquí están los cuerpos que veo más adecuados a mí y a mi fisonomía. El primero lo veo un tanto exagerado, yo no creo que llegase nunca a tener tanta musculatura, pero de llegar a ello, sería lo máximo a lo que me gustaría llegar. Más nunca.



Abdominales un poco marcadas, que aunque no se vea mucho cuerpo en la foto, supongo que estarán acordes a todo lo demás. 



Perdón por el exhibicionismo de algunas fotos, pero es que con una camiseta encima es complicado hablar de abdominales definidas. Estas también me gustan, ni en excesivas, ni inexistentes.



Y aunque aquí se vean un poco más marcadas, este me parece el cuerpo perfecto. Musculada pero no en exceso, delgada pero no demasiado y... Por fin una chica que hace ejercicio y no tiene unas domingas exageradas, jajjajajaa.



Tampoco me disgusta (y no, no es Missy Peregrym aunque se le parezca bastante) pero me gusta más la definición que tiene la chica de la foto anterior.



Aún sin definición abdominal (sin notarse cuadraditos) puede haber cuerpos y tripitas bastante atractivas.



¿Qué opináis vosotr@s?

lunes, 6 de enero de 2014

¿Propósitos 2014?

Dejar de fumar. Pero... Es que yo no he fumado nunca.
Estudiar más. Pero... Dejé los estudios hace mucho tiempo.
Apuntarse al gimnasio. Pero... Yo ya voy al gimnasio desde hace más de un año.
Conseguir pareja. Pero... No quiero tener pareja.


Y ya que estos son los propósitos más comunes para la entrada del nuevo año, no de este sino en general, otra vez este año he vuelto a quedarme sin hacer una lista de propósitos. Aunque bueno, da igual, ya dije que la mayoría de las veces no se suelen cumplir. Por experiencia propia, tiende a ser mejor no hacerlos y, si te apetece proponerte algo, no esperes a que sea 1 de Enero, siempre tiene el mismo valor empezar el 4 de Marzo o el 7 de Abril siempre y cuando seas constante y lo cumplas. Yo por ejemplo me apunté al gimnasio un 30 de Septiembre y llevo yendo desde entonces. Normalmente cuando llega el 3 o el 5 de Enero y ves que no estás cumpliendo con lo que te propusiste, te desanimas y lo dejas. Si empiezas un 10 de Noviembre y el 15 no has cumplido la parte 'del trato', puedes volver a intentarlo el 3 de Diciembre y no tendrás que esperar un año entero... Vago. xD

Tampoco he pedido nada por Reyes, ni he celebrado las fiestas haciendo nada especial. Sí, estuve en familia, con amigos... Pero ni salí, ni fui a ninguna fiesta y tampoco tenía ganas de hacerlo. Probablemente sería tachada como rara por la gran mayoría de personas que me leyesen, pero lo cierto es que soy más feliz así, comiendo con mi familia y compartiendo minutos con mis amigos. Como decía, una rara hoy en día.

Esto no quita que, a pesar de no haber hecho ningún propósito para este nuevo año, no quiera hacer cosas nuevas y continuar con las que ya estaba haciendo el pasado año. Sólo es un año más, el primer día, nada más. No creo en esas cosas que se dicen de 'tienes un libro de 365 hojas en blanco, escribe algo bueno' porque sí, en parte es así, pero joder, si tienes 25 años has tenido 25 oportunidades de  escribir libros buenos y si no lo has hecho hasta ahora, seguramente no es porque no hayas querido. Las circunstancias son las que escriben el libro, no tú y si no vienen 'a derechas', no vienen. Ahora, como venga todo de tu lado, best seller fijo. No te culpes si las cosas salen mal, pero tampoco te rindas.

En fin, yo de un tiempo a esta parte, suelo cambiar los comunes propósitos por proyectos. No tienen fecha, no tienen por qué cumplirse, pero ahí están, apuntados en una hoja para cuando aquí a la servidora le dé el venazo, pueda llevarlos a cabo.

Voy más o menos a dos proyectos por mes, aunque unos durarán mucho más y otros mucho menos, para que se puedan combinar bien. Además, que tenga algunos proyectos pensados para poder hacer a lo largo del año no quiere decir que vayan a ser los únicos, porque está claro que siempre me rondan ideas nuevas por esta cabecita que tengo y... También el tiempo y el resultado dicta mucho de lo que será después.

Más o menos esta es la lista de proyectos que quiero realizar. Son nombres como los de los casos policiales, salen de forma espontánea y tienen unas palabras que son clave para, con sólo leerlas, crear en tu cabeza la idea. Según los vaya completando, ya sean dos, cinco o todos, iré escribiendo sobre ellos en el blog y al pinchar en el nombre del proyecto, te llevará al link de mi entrada en el blog donde haya escrito sobre el tema. Sencillo, ¿no? ¡Comencemos!


  • Proyecto photo 
  • Proyecto grulla
  • Proyecto fofucha
  • Proyecto monster
  • Proyecto ventas
  • Proyecto vinilo
  • Proyecto baby
  • Proyecto japo
  • Proyecto eye
  • Proyecto GRÖNO
  • Proyecto clases guitarra
  • Proyecto 20 Abril
  • Proyecto maqueta
  • Proyecto patchwork
  • Proyecto model skirt
  • Proyecto garden 
  • Proyecto stool
  • Proyecto recipes
  • Proyecto tie-dye
  • Proyecto musical
  • Proyecto tennis
  • Proyecto pot
  • Proyecto chapuzas
  • Proyecto puzzle
  • Proyecto magnet
  • Proyecto estudios
  • Proyecto diseño
  • Proyecto run

El mismo proyecto que número de años tengo, pero eso sí, espero no tirarme otros 28 para llevarlos todos a cabo. También hay cosas que conseguí el pasado año y que no quiero dejar, como por ejemplo seguir en el gimnasio y ganar los siete kilos que necesito, continuar cocinando aunque sea poquito, alimentarme mejor cada día, ir al dentista (mieditoooo...), viajar más a Madrid (y a ver a gentecilla), ir por fin a L.A. (¿alguna vez lo conseguiré?), ser mala persona (habrá que aprender) y hacerme el tatuaje. Es que esto último me da mucho miedo... También tengo incluso en mente ir a un concierto y, aunque soy de ese tipo de personas a las que tienes que matar antes de querer ir a un concierto, iré acompañada y creo que eso me lo hará algo más ameno. No sé, ya veremos al año que viene lo que ha pasado. :)